Noticias / Estrenos
¿Es Altered Carbon la serie de Ciencia Ficción que esperábamos?

El 2 de Febrero se estrenó por medio del servicio en línea Netflix, Altered Carbon, basada en la novela homónima de Richard K. Morgan, relatandonos la historia de Takeshi Kovacs, un aparente terrorista con un pasado oscuro que es sacado de su tiempo en "prisión" para ayudar a un multi millonario a resolver su propio asesinato.

 

¿La premisa suena complicada? Lo es, pero eso no es todo, el trasfondo e historia del mundo (o mundos) en los que Altered Carbon tiene lugar son mucho más complejos y vastos de lo que a simple vista deja ver la serie, justo como en el libro. Sin embargo, el exceso de complejidad puede que no sea el mejor camino a seguir a veces. Tranquilos, a partir de aquí comienza nuestra reseña, como siempre, sin spoilers.

Si el aspecto visual del trailer les llamó la atención, entonces deben de ver la serie completa.

 

¿Es Altered Carbon el misterio de Sci-Fi que prometía?

Si, y no. Si bien Altered Carbon es una serie con muchos logros técnicos: Los efectios visuales son posiblemente los mejores que hemos visto en una serie en años y la mezcla, edición y diseño de sonido son excelentes, no terminan de construir un mundo levantado a medias. El libro de Morgan es una historia con mucho más trasfondo para todo lo que ocurre, pero sufre de una falla fundamental, su premisa, la sobrepoblación ya es un problema de la actualidad, si bien no como lo han presentado en más de una historia futurista, pero es innegable, ahora Altered Carbon intenta hacernos creer que en el futuro no solo la gente sigue naciendo, si no que además la raza humana puede darse el lujo de "dejar de morir", puesto que cuando mueres, tu conciencia puede ser implantada en otro cuerpo, llamados "fundas" por medio de dispositivos de diseño extraterrestre.

Ese momento en el que no sabes si la historia es muy compleja, o solo muy tonta...

© Skydance Television

 

La premisa de que en lugar de regular el crecimiento poblacional, creamos una forma más de agravarlo es bastante boba, pero en realidad es el libro el que debe de culparse por ello. Esto no significa que no haya elementos interesantes en la historia, como la creencia religiosa de que al morir el alma va al cielo, y si la conciencia es transferida a otro cuerpo, esto no puede ocurrir, condenando a la persona a vivir sin alma, o que algunas memorias pueden ser perdidas en la transferencia, o incluso, manipuladas.

El momento después de una noche de fiesta en el que no te reconoces en un espejo.

© Skydance Television

 

Todas las ideas que tienen algo de valor en la historia finalmente se pierden bajo el peso de una premisa central con muy poca lógica, sin embargo el show es bastante entretenido a lo largo de sus 10 capítulos. Hay escenas que merecen ser vistas, como el ascenso al "Aerium", el lugar donde solo los ricos pueden vivir, o una pelea en gravedad cero.

 

Los logros visuales y técnicos en general de Altered Carbon hacen que sus fallas a nivel de escritura y actuación sean menos evidentes, en este caso se trata de una serie que prefirió el estilo, sobre la esencia y en realidad, debido a que sus mayores fallas pueden atribuirse al material original, puede que haya sido la ruta correcta a seguir. En definitiva, Altered Carbon no es Blade Runner, cuya premisa central y mundo en general están mucho mejor edificados, pero al igual que Blade Runner, por mérito de su calidad visual, merece verse al menos una vez.

El diseño de producción y logros visuales son nada menos que espectaculares.

© Skydance Television
Noticias / Estrenos